miércoles, mayo 14, 2008

POEMA III. A mis muy queridos Macondo y Cyrano de Bergerac



El Amor nació en Macondo
Y se deslizó como un pájaro en silencio
El Amor siempre fue una página en blanco,
Amante dispuesta a acoger
Mis mejores letras. Mis esperanzas de papel
Los juguetes que mi alma desviaba hacia la tinta.
La pantalla del portátil llena de símbolos ajenos
Que no importaban, Que no podían desviar
Ni sustituir el recuerdo de mi vieja Olivetti.
Y la vieja sensación que llena cuando mis dedos golpean las teclas
Hasta poner mi alma; en medio, final y principio siempre de frente
Espiándome detrás de la pantalla sonriendo.
Mis pequeñas criaturas. Las caricias que di.
Las que guarde, hasta que Macondo le dio un sentido
A estos poros de piel abierta encendida por los versos.
El amor es una mujer que no tiene miedo de leer
Lo que sus propias manos escribieron.
Y aunque Creonte ya ha sido derrotado y a sabiendas
Que Tebas suspira enardecida reclamando nuevas reinas
Solo Macondo sabe de qué color es
El reflejo de las rosas de esta nueva Antígona.
Solo yo puedo saber que yo soy mi propio y mejor primer amor
Cada Mujer y cada Hombre deberá reclamar la libertad de su yugo
Je suis l´amour, Je suis l´vie
Je suis la tour de communication, le phare des mots
Je suis les livres de mon propre Alejandria.
Yo soy este mismo ahora, siempre en presente.
Pues no es casual que mi héroe de adolescencia fuera
Aquel narigudo, cínico, sátiro poeta francés

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola cariño... aquí estoy, tenía ganas de llegar pero me enferma y me atrapa la prisa del que voy a hacer hoy para disfrutarlo mañana, vamos el agobio del día a día.

Pero estaba deseando de escribir en tu blog (me hará inmensa ilusión encontrarte por el mío), me parece mentira que nadie te haya firmado en este maravilloso texto.

Sigue así preciosa, creando tu universo literario con tus personales monstruos, duendes y ninfas... No sólo sé que en lo profesional llegarás muy alto; es que tu grandeza hace que ya vivas ahí con la luna y las estrellas, que seas una persona tan especial y tan limpia en este mundo de agujeros negros (y no me refiero a los de la cara).

Mantenme al corriente de todo, ya sabes dónde estoy para echar unas risas, para compartir cualquier dificultad, para continuar el camino juntas, en la distancia, pero teniéndonos tan presentes la una a la otra.

Un beso gigante.

Mi blog es www.alcatrazsuicida.blogspot.com

A.L.L.(o Angiewiki, por los viejos tiempos!!)

Anónimo dijo...

Citar a Macondo como nacimiento del amor es una falacia. En toda la novela se hace evidente la soledad, la inmposibilidad de expresar el amor (especialmente en el coronel Aureliano Buendía). Una de las razones primordiales por la que terminan solos y frustrados es la incapacidad de sus personajes de amar. la estirpe está condenada a cien años de soledad, por lo cual no podían amar.Excepcional es el caso de Aureliano Segundo y Petra Cotes que se aman de verdad aunque no engendran un hijo. El único hijo engendrado con amor estaba destinado a morir y acabar con la estirpe (Aureliano Babilonia-Amaranta Úrsula)
No, definitivamente el amor no nació en Macondo

Anónimo dijo...

Vuelvo a escribir ya que en mi anterior comentario hablo de Macondo-Novela.
Ahora quiero hablar del Macondo que tú amas y al que le das una dimensión que nada tiene que ver con el mensaje de la obra.
Así es la imaginación, personal e intransferible. Se pone donde no hay, se engrandece lo pequeño, se obvia lo evidente.
Conocer el nombre de todos los personajes tiene el mismo mérito que saber la lista de los reyes godos. puro ejercicio memorístico
El mensaje....es lo único que permanecerá indeleble en nuestra mente si sabemos leer con ella.

Antigona dijo...

Estimado anonimo, no es mi intención ofenderte cmo seguro que no lo era la tuya hacia mi. Pero ¿sabes lo que es una metafora? Cuando en el poema utilizo macondo me refiero al propio blog, no a la novela de Gabriel Garcia Marquez. Por si no lo viste al entrar, el blog se llama: Macondo, el espejo de las rosas.
Me encanta esa novela es una de mis preferidas y cuando en el 2005 empece este blog lo bautice como la ciudad donde se desarolla todo, ya que al final de la novela se desvela que la palabra Macondo significa: ciudad de los espejos o de los espejismos. Resumiendo el amor que nació en Macondo,fué el de mis ganas de escribir o mejor dicho de atreverme a publicar lo que escribo. Este poema esta dedicado al blog y a mi amor por la literatura y a escribir. Asi de simple. En lo de mi pornografia mental que decias, bueno quizas la interpretación de un texto nazca mucha veces en la mente del que lee más del que escribió. Aunque tampoco entiendo del todo lo que quieres decir tu con pornografia mental. Explicate y si es posible no firmes como anonimo que esta muy feo. Un abrazo!!

Anónimo dijo...

Hola Antigona, nunca ha estado en me ánimo ofenderte pero es el riesgo que se corre cuando una persona escribe y publica. La antipática crítica...
En mi caso no hay tal, la mía es otra visión de la vida, el amor, la soledad...En fin, la vida misma.

Te agradezco tus lecciones sobre gramática, ahora me queda ya claro que es una metáfora.

Hablaré de Macondo porque me parece fundamental para entender el nombre de tu blog en toda su magnitud.
Según Márquez, Macondo nació en una ciénaga y me parece significativo ya que la mayoría de sus personajes tienen el corazón arrasado y encenagado.
El espejo nos devuelve la realidad. El espejísmo es una ilusión óptica que hasta puede hacer de Macondoun vergel lleno de rosas.
A mi modo de ver, las únicas rosas son las triste y funerarias que confecciona Fernánda del Carpio.
Me alegra de que el nombre de tu blog se refiera a tu pasión por escribir y no a la esencia de la novela:
Soledad, incesto, suicidio, desamor, traición, rencor, pasión y un poquito de amor en contadas ocasiones.
Deseo de corazón que este no sea tu caso ya que, la elección de un nombre implica que uno asume y hace suyas las grandezas y miserias de ésta grandísima obra.

Respecto a la "pornografía mentar", le contestaré en el lugar correspondiente al poema.
Por cierto, me llamo TERESA.
Un saludo

Anónimo dijo...

Hola Antígona, soy Teresa otra vez aunque siga apareciendo como "anónimo" y no voy aq registrar una cuenta porque quizá mi tiempo en este blog se termina.
Si el nivel de tu contestación es el adecuado, quizá considere que podemos tener un interesante intercambio intelectual.
Me llamo Teresa de toda la vida. ¿Y tú?. También deberías identificarte, sería otro detalle de buena educación como me has hecho notar.
¿Tendré que recurrir a la mitología?. A ver, Antígona se rebeló y lo pagó con la muerte.... ¿eres tú así?
A no ser que hayas elegido el nombre al azar lo que es bastante arriesgado.
Espero que ni tú ni tu blog acabeis como ella
Un saludo
TERESA
La auténtica Antígona tuvo un final terrible y desgraciado.

tirant lo blanc dijo...

ha estado bien, pero cyrano necesita un poco mas de pasion, pero a sido entretenido

Anónimo dijo...

Sabía que no me ibas a contestar...


Adiós y suerte....ANTI-ANTÍGONA